OLIMPIA

SALA IBIZA

En los pilares de SALA IBIZA se encuentra la historia de Faustino Mercadal, artista y politólogo descendiente de una de las familias fundadoras de La Menorquina (Av. Maipú 251). Esta institución, fundada en 1908, ofreció protección, refugio y asistencia a migrantes víctimas del hambre y la guerra.

La Menorquina se convierte en el punto de partida de nuestro héroe contemporáneo, cuyo llamado a la aventura se manifiesta en un deseo de transformación física y artística. En este espacio alguna vez refugio de veteranos heridos, hoy galería María Wonda, se libra una guerra sin enemigos en que los gimnasios son cuarteles y la batalla es con uno mismo.

OLIMPIA nos invita a transitar el camino junto al héroe, un recorrido épico donde convergen los puntos de partida y de llegada, las armaduras y la vulnerabilidad, la disciplina y la desobediencia, la guerra y el arte. Mercadal se sumerge en la búsqueda de una nueva identidad física y artística, decidido a convertirse en el guerrero de su propia narrativa.

Las piezas que reúne esta exposición son las herramientas de adiestramiento de nuestro soldado. El metal frío del gimnasio, las toallas húmedas de los vestuarios y las bolsas de boxeo se transforman en las armas del héroe para su transición épica de humano a máquina de guerra.

Faustino entrena su cuerpo al fallo, mientras expande sus músculos expande los límites de su cuerpo, al que utiliza como un lienzo en blanco sobre el cual se esculpe su narrativa de estoicismo y evolución. Sus músculos y cicatrices constituyen el testimonio visual de la dedicación implacable que impulsa su metamorfosis entre la perfo y la musculoca.

Raúl Flores | Curador | 2023